Split, una ciudad que no debe perderse en Croacia